Posted by : Eduardo García jueves, 17 de enero de 2013




Ayer por la noche se estrenó por todo lo alto, el primer capítulo de la décimosegunda temporada del reality de canto, American Idol, por primera vez con las divas Mariah Carey y Nicki Minaj - además de Keith Urban - como sus tres nuevos juezes encargados de seleccionar al nuevo ídolo de América junto al ya perteneciente al show, el productor Randy Jackson. 

En general, el show ha recibido muy buenas críticas, aunque, debemos decirlo, han habido también quienes no han visto con buenos ojos que durante el primer capítulo del mismo, se le haya dado más cabida al enfrentamiento entre Nicki y Mariah, que a los trabajos realizados por los aspirantes a superestrella del programa (en etapa de audiciones) durante lo que fue su primer recorrido por territorio norteamericano en búsqueda del nuevo ídolo del canto con primera parada en la ciudad de Nueva York.


Desde el primer momento, se vio tanto a Nicki como a Mariah, discutiendo, primero, por cosas sin sentido, y ya más tarde por la crítica de ambas en relación al desempeño de los concursantes mientras estos iban llegando. El pleito empezó cuando Mariah hizo un comentario refiriéndose al sombrero que traía puesto Nicki Minaj desde su llegada al Jazz at Lincoln Center de Manhattan cuando se suponía estaba prohibido hacer uso de accesorios. Fue entonces que la intérprete de "Hero" dio a conocer su notable molestia delante de todos los presentes:


"Quise traer a mi perro", dijo Carey. "¿Podemos llevar puesto accesorios? No sabía que eso estaba permitido. Aún así, eso va a ser lo último que voy a decir." 

Nicki le contestó: "Juega limpio", a lo que Carey a su vez respondió: "En realidad, me gusta el sombrero". Minaj luego le preguntó: "Pero ¿por qué tenías que mencionarlo?".

"En el elevador me dijiste 'deja de mirarme de pies a cabeza, Mariah'. No lo estaba haciendo. Estaba admirando el sombrero", dijo Carey. 

Las cosas se pusieron aún peores entre ambas artistas cuando más tarde una concursante le dijo a Mariah que su canción All I Want For Christmas Is You era la mejor canción de Navidad que en su vida había escuchado. Suficiente para poner a Nicki en actitud desafiante y algo grotesca, dando como resultado que casi sin pensarlo empezase a balbucear entre dientes: "Es una p*rra, es una p*rra, es una p*rra".

Carey, al notarlo, reclamó. "Si ella me llamó algo que empieza con P y termina en -erra. No respondo." 

Ambas divas siendo atendidas por sus maquilladores y estilistas personales

La molestia de los otros dos jueces podía ser advertida a kilómetros de distancia. Apesar del disgusto, ambos, tanto Keith como Randy, trataron de mantenerse al margen de la pelea y desde luego lo hicieron.

Ya más tarde, Mariah le devolvió el ataque a Nicki burlándose de la ya conocida manía que tiene la cantante de pronunciar el inglés del modo británico, no sin antes habérsele acercado a Minaj, minutos antes, para preguntarle qué demonios sucedía con ella. Nicki en respuesta hizo un gesto de estrangulamiento que desde luego puso en guardia a Mariah. 




Ya para el segundo día de las audiciones la pelea entre Nicki y Mariah fue menos tóxica y ya para el término de la rutina ambas confesaron haberse divertido aunque sea 'un poquito'. Nicki luego quiso calmar la situación haciéndole notar a Mariah que entre ellas existía la posibilidad de llevarse mucho mejor y que desde luego disfrutaba del show con ella ahí. Mariah estuvo de acuerdo con ella. Ya cuando los jueces del programa se pusieron de pie y cada uno de ellos se dispuso a tomar su propio camino, unas tomas de Nicki siendo perseguida por una cámara dieron lo que tenían que dar. Nicki dijo en ese momento, lo siguiente: "Era mi deber estrangular a una de las divas en el panel, pero no te diré a quien".


Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

- Copyright © Oh! My Top News - Skyblue - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -